quequito alemán de manzana y canela

18 DICIEMBRE
Numar
Rinde
4 porciones
Calificación
Sin votos (todavía)
Chef
no indicado
IMPRIMIR
Compartir

Los ingredientes

3 tazas de harina 1 ½ tazas de azúcar granulada 1 taza de NUMAR ablandada 2 cucharaditas de polvo para hornear 3 huevos ½ taza de leche Aproximadamente 10 manzanas medianas, peladas y rebanadas Jugo de limón ¾ taza de azúcar morena + 2 cucharadas de azúcar morena 1 cucharadita de canela ½ taza de azúcar granulada ½ taza de nueces picadas (opcional) 1 taza de azúcar refinada o de leche condensada

La preparación

Mezclá los primeros seis ingredientes en un tazón grande. Presioná la masa en un molde rectangular cubierto con papel pergamino. Mezclá las manzanas con aproximadamente 1 cucharadita de jugo de limón. Añadí 2 cucharadas de azúcar morena y ½ cucharadita de canela. Colocá las manzanas en filas en la parte superior de la masa. Presioná las manzanas en la masa. En un tazón pequeño mezclá ¾ taza de azúcar morena, ½ cucharadita de canela, ½ taza de azúcar granulada y nueces picadas para el relleno. Colocá el relleno a un lado. Horneá en horno precalentado a 350 grados hasta que la torta comience a expandirse, a unos 15 minutos. Espolvoreá uniformemente el relleno del pastel. Devolvé la torta al horno y horneá hasta que estén doradas ligeramente, unos 15-20 minutos. Enfriá el pastel en el molde sobre una rejilla para enfriar. Cuando esté completamente frío espolvoreá el pastel con azucar refinado o leche condensada. Disfrutá!

Recetas Relacionadas

QUEQUITO ALEMáN DE MANZANA Y CANELA

Ingredientes

3 tazas de harina 1 ½ tazas de azúcar granulada 1 taza de NUMAR ablandada 2 cucharaditas de polvo para hornear 3 huevos ½ taza de leche Aproximadamente 10 manzanas medianas, peladas y rebanadas Jugo de limón ¾ taza de azúcar morena + 2 cucharadas de azúcar morena 1 cucharadita de canela ½ taza de azúcar granulada ½ taza de nueces picadas (opcional) 1 taza de azúcar refinada o de leche condensada

Preparación

Mezclá los primeros seis ingredientes en un tazón grande. Presioná la masa en un molde rectangular cubierto con papel pergamino. Mezclá las manzanas con aproximadamente 1 cucharadita de jugo de limón. Añadí 2 cucharadas de azúcar morena y ½ cucharadita de canela. Colocá las manzanas en filas en la parte superior de la masa. Presioná las manzanas en la masa. En un tazón pequeño mezclá ¾ taza de azúcar morena, ½ cucharadita de canela, ½ taza de azúcar granulada y nueces picadas para el relleno. Colocá el relleno a un lado. Horneá en horno precalentado a 350 grados hasta que la torta comience a expandirse, a unos 15 minutos. Espolvoreá uniformemente el relleno del pastel. Devolvé la torta al horno y horneá hasta que estén doradas ligeramente, unos 15-20 minutos. Enfriá el pastel en el molde sobre una rejilla para enfriar. Cuando esté completamente frío espolvoreá el pastel con azucar refinado o leche condensada. Disfrutá!

Boletín Boletín