pan blanco casero

18 DICIEMBRE
Numar
Rinde
4 porciones
Calificación
Sin votos (todavía)
Chef
no indicado
IMPRIMIR
Compartir

Los ingredientes

12 tazas de harina 3 cucharadas de NUMAR Clásica 1 y 1/2 cucharadita de sal 4 cucharadas de azúcar 2 tazas de leche hervida 2 cucharadas de levadura granulada (o 2 pastillas de levadura) 2 tazas de agua tibia

La preparación

En un recipiente grande mezclá la leche caliente, el azúcar, la sal y la NUMAR, mezclá todo y dejá enfriar. En un poquito de agua tibia disolvé la levadura, luego agregá el resto del agua tibia, mezclá y agregá a la mezcla anterior. Mezclá y agregá la harina cernida. Pasá la mezcla a una superficie enharinada y amasá por unos 10 minutos. Engrasá un recipiente hondo y colocá ahí la masa, tratando de engrasar levemente la superficie de la masa. Cubrí con un trapo y poné a crecer por una hora y media. En el mismo recipiente amasá ligeramente para sacarle las burbujas de aire, cubrí de nuevo y dejá crecer media hora más. Pasá la mezcla nuevamente a una superficie enharinada, dividí en 4 partes (o más si querés los bollitos pequeños), dejá reposar 15 minutos y amasá ligeramente para formar los bollitos, que tenés que colocar en un molde engrasado. Colocá el molde con bollitos en un lugar cálido para que crezcan por una hora y 15 minutos o hasta que el centro de cada bollo crezca lo suficiente. Horneá a calor moderado durante unos 45 minutos, hasta que se vean dorados.

Recetas Relacionadas

PAN BLANCO CASERO

Ingredientes

12 tazas de harina 3 cucharadas de NUMAR Clásica 1 y 1/2 cucharadita de sal 4 cucharadas de azúcar 2 tazas de leche hervida 2 cucharadas de levadura granulada (o 2 pastillas de levadura) 2 tazas de agua tibia

Preparación

En un recipiente grande mezclá la leche caliente, el azúcar, la sal y la NUMAR, mezclá todo y dejá enfriar. En un poquito de agua tibia disolvé la levadura, luego agregá el resto del agua tibia, mezclá y agregá a la mezcla anterior. Mezclá y agregá la harina cernida. Pasá la mezcla a una superficie enharinada y amasá por unos 10 minutos. Engrasá un recipiente hondo y colocá ahí la masa, tratando de engrasar levemente la superficie de la masa. Cubrí con un trapo y poné a crecer por una hora y media. En el mismo recipiente amasá ligeramente para sacarle las burbujas de aire, cubrí de nuevo y dejá crecer media hora más. Pasá la mezcla nuevamente a una superficie enharinada, dividí en 4 partes (o más si querés los bollitos pequeños), dejá reposar 15 minutos y amasá ligeramente para formar los bollitos, que tenés que colocar en un molde engrasado. Colocá el molde con bollitos en un lugar cálido para que crezcan por una hora y 15 minutos o hasta que el centro de cada bollo crezca lo suficiente. Horneá a calor moderado durante unos 45 minutos, hasta que se vean dorados.

Boletín Boletín